Home » Noticias » Canóvanas estima en $241.8 millones los daños de los huracanes

Canóvanas estima en $241.8 millones los daños de los huracanes

(Foto/suministrada)

CANÓVANAS –  La alcaldesa del Municipio de Canóvanas, Lornna J. Soto Villanueva, ofreció hoy un resumen de los esfuerzos de recuperación a más de cuatro meses del paso de los Huracanes Irma y María por su pueblo, uno de los más devastados por los ciclones.

Una quinta parte de nuestros canovanenses mas severamente afectados residían en las comunidades del barrio San Isidro conocidas como Las Villas, algunos de los cuales permanecen refugiados y a quienes las autoridades federales les han denegado asistencia por carecer de títulos de propiedad¨, afirmó Lornna J. Soto Villanueva  

¨ Sin dudas el Gobierno de Puerto Rico ha logrado unos avances bien significativos y nos apoyado. Como Alcaldesa tengo una responsabilidad y tengo que descargar mis responsabilidades y deberes a favor de los canovanenses. Reconozco que dentro de la catástrofe que vivimos ha sido una sin precedentes. Pero aún falta mucho por recorrer  para lograr la recuperación de Canóvanas. Sepan ustedes que antes, durante  y después del paso de los huracanes nuestros empleados estuvieron dando el máximo y no hemos descansado. Los estragos de los Huracanes Irma y María ocasionaron daños significativos en la infraestructura pública y privada, siendo el Municipio de Canóvanas una de las jurisdicciones más afectadas¨, reiteró la Primera Ejecutiva. ¨Una quinta parte de nuestros canovanenses  severamente afectados residían en las comunidades del barrio San Isidro conocidas como Las Villas, algunos de los cuales permanecen refugiados y a quienes las autoridades federales les han denegado asistencia por carecer de títulos de propiedad¨.

La Alcaldesa recordó que Canóvanas tiene una población estimada en 52,357, de los cuales 12,719 son niños y 5,749 son envejecientes. Su economía depende principalmente del sector privado, que fue severamente afectado por el Huracán María. Muchos comercios siguen sin operar al día de hoy por daños a sus estructuras y falta de servicio eléctrico.

El Huracán Irma paso al norte de Puerto Rico como un huracán Categoría V, dejando el 6 de septiembre 350 personas refugiadas en Canóvanas que requirieron la inversión de sobre $300,000 en su movilización a los albergues, su protección, alimentación y agua potable, entre otros, y más de 2,500 yardas cúbicas de escombros.

Dos semanas después, el 20 de septiembre, el Huracán María cruzó la Isla como Categoría V desde el sureste hasta el norte, provocando que más de 600 canovanenses buscaran protección en refugios, de los cuales la semana pasada permanecían 47 allí. Más de 15,000 familias solicitaron asistencia de FEMA debido a los estragos sufridos por sus viviendas.

¨Nuestros estimados de daños a viviendas son de $110 millones, a negocios de $93 millones, a puentes de $19 millones, a carreteras de $12 millones, a instalaciones, equipos y vehículos municipales de $3 millones y a instalaciones deportivas de $3 millones para un total de $241.8 millones¨, expresó Soto Villanueva.

Al día de hoy, se ha recogido el 97 por ciento de las 135,000 yardas cúbicas de escombros, el 65 por ciento de nuestra población permanece sin servicio eléctrico y la mitad de los habitantes siguen sin servicio telefónico celular o fijo, internet, cable televisión, añadió.

Todas las escuelas han reanudado operaciones pero menos de la mitad de los comercios han podido hacerlo. El Gobierno Municipal aprobó una ordenanza para estimular el crecimiento económico.

¨Nuestros damnificados incluyen más de 10,000 residentes del barrio San Isidro, que incluye las comunidades Villa Hugo I, Villa Hugo II y Valle Hills, comúnmente conocidas en conjunto como Las Villas, las cuales surgieron tras el paso del Huracán Hugo el 18 de septiembre de 1989¨, afirmó la Alcaldesa.

Añadió que ¨como consecuencia de la inacción gubernamental de entonces, cientos de familias invadieron humedales para erigir sus viviendas en estas comunidades conocidas como Las Villas. Durante los pasados 28 años, estas familias han luchado por su supervivencia en medio de su pobreza, sin electricidad, agua potable, servicio sanitario, alcantarillado pluvial ni otra infraestructura básica. La Agencia de Protección Ambiental (EPA) y el Cuerpo de Ingenieros de los Estados Unidos (USACE) le prohibieron al Municipio de Canóvanas proveer estos servicios o desarrollar cualquier proyecto de infraestructura allí¨.

¨Como parte de nuestro enorme esfuerzo de los últimos años, la Autoridad de Tierras transfirió en el 2016 la titularidad de los terrenos al Departamento de la Vivienda de Puerto Rico, y este comenzó el año pasado la subdivisión de la comunidad para otorgarle sus títulos de propiedad a los residentes de Las Villas¨, explicó la funcionaria.

¨Además, la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA) comenzó también el año pasado a conectar a su sistema a estas comunidades y a instalar contadores de consumo. También el año pasado, la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) comenzó a evaluar la infraestructura del sector para precisar las mejoras de infraestructura necesarias¨.

Destacó que, simultáneamente, en el 2017 se comenzó un estudio de viabilidad para el control de inundaciones que evalúa la posibilidad de construir un dique de 4.8 metros de altura y la relocalización de 152 familias a viviendas a ser construidas a un costo de $120,000 cada una en otro lugar. El costo de ambos proyectos se estima en $36 millones. Sin embargo, urge que el Congreso de los Estados Unidos asigne fondos adicionales porque el límite establecido por la ley federal es de $10 millones.

Con la excepción de enseres, muebles y otras pertenencias destruidas por los huracanes, FEMA le denegó las ayudas de asistencia individual a las familias de Las Villas por la falta de títulos de propiedad.

De las 15,581 solicitudes de asistencia individual sometidas, FEMA refirió para inspección 11,820, de las cuales ha completado el 99.7 por ciento. FEMA cualificó a 69 familias para el máximo de ayuda disponible de $33,300. Además, FEMA ha otorgado ayudas totalizando $22.5 millones a 6,746 damnificados.

En cuanto a instalaciones públicas, hasta la fecha FEMA ha denegado los más de $6 millones solicitados para la reparación permanente de calles, carreteras, puentes, edificios públicos y otros y las aseguradoras privadas han rechazado las reclamaciones de sobre $3 millones.

¨En estos momentos, las prioridades del Municipio son proveer acceso a las comunidades de Palma Sola y Cambalache por la carretera PR-957 y el puente de la PR-962, restablecer el servicio eléctrico al cien por ciento de los canovanenses y que se restablezca el cien por ciento de las comunicaciones¨, expresó Soto Villanueva. ¨Además, remover la totalidad de los escombros, reparar los daños a la propiedad pública, normalizar los servicios públicos a la ciudadanía y ayudar a las familias de escasos ingresos a quienes FEMA y las aseguradoras privadas les han denegado asistencia¨.

Por último, mencionó gestionar con Organizaciones Sin Fines de Lucro (NGO´s) ayuda para reconstruir y rehabilitar las viviendas afectadas y la infraestructura de carreteras y de agua.

Scroll To Top