Educación especial en tiempos de pandemia

03 Sep

Jayleen Rodríguez
Jayleen.rodriguez@presenciapr.com

SAN JUAN – A raíz de la pandemia que atraviesa el mundo, Puerto Rico comenzó el año escolar de manera virtual y -a pesar de que los maestros y estudiantes tuvieron la práctica en los últimos meses del pasado semestre- no ha sido un camino fácil.

Un maestro de educación especial del Colegio Instituto Modelo De Enseñanza Individualizada (IMEI) en San Juan, Fernando Ojeda, contó que el proceso ha sido bien retante tanto para los maestros como para los estudiantes, debido a que en muchas ocasiones los jóvenes dejan los micrófonos abiertos todos a la vez y no se logra una comunicación efectiva. En otras ocasiones, como él es maestro de estudiantes con necesidades especiales, los jóvenes se distraen y no miran a la cámara, entre otras complicaciones.

En el caso del colegio han estado brindándoles talleres a los maestros para prepararlos para esta nueva modalidad de enseñanza donde la tecnología es el medio principal. Las clases se dan de modo asincrónicas lo que consta de tres clases de 50 minutos cada una o cuatro clases de 45 minutos cada una.

Otro de los problemas que han experimentado con esta modalidad es que algunos estudiantes tienen problemas con la conexión o con sus equipos electrónicos. “En este caso si el estudiante falta mas de una vez o el problema de conexión es recurrente, nosotros, los maestros, referimos el caso a la oficina y la administración trata de buscar opciones para ayudar al estudiante; en algunas ocasiones pueden hasta llegar a un acuerdo donde se le provean los equipos”, explicó Ojeda.

Las pruebas de comprobación ya no son exámenes, debido a que no se puede medir cuánto sabe el estudiante, sino que se realizan de dos a tres trabajos especiales a la semana que se les presentan al estudiante como un ‘quizz’ o prueba corta.