Home » Deportes » “El balonmano es mi vida”: Emory Milete cuenta la pasión por el deporte

“El balonmano es mi vida”: Emory Milete cuenta la pasión por el deporte

El equipo Guerrilleros de Río Grande actuales campeones de balonmano. En la burbuja, Emory Milete, dirigente de los Guerrilleros. (Foto/Suministrada)

Vicente Toledo Rohena
redaccion@presenciapr.com

RÍO GRANDE – Es un fiebrú. Su vida transcurre en torno al deporte que lo apasiona y lo mueve… el balonmano. Al preguntarle, cómo explica la importancia del balonmano en su diario vivir, simplemente lo resume, “es mi vida”.

Los Guerrilleros de Río Grande han sido un equipo dominante en la Liga Superior de Balonmano.”

Emory Milete, dirigente de los campeones Guerrilleros de Río Grande en la Liga Puertorriqueña Superior de Balonmano, trabaja sin descanso por el desarrollo del deporte y la juventud.

“El balonmano es mi vida. Como jugador logré 11 campeonatos con los Guerrilleros y otros cinco como dirigente. Son 12, los que llevamos de manera corrida”, comentó Milete, que en 2007 sufrió un problema con un tobillo, no entrenó más como jugador y se dedicó a dirigir.

“También me he dedicado a trabajar de manera paralela con lo que son las bases de Los Guerrilleros, para que siempre lograran un alto nivel de juego. En cuanto a la labor como dirigente, inicié en 2008 y desde entonces, ha sido una experiencia espectacular”, dijo.

Durante casi dos décadas, los Guerrilleros de Río Grande han sido un equipo dominante en la Liga Superior de Balonmano.

“Los Guerrilleros han sido dominantes prácticamente en casi todas las categorías del Balonmano. Por ejemplo, en las competencias Nacionales de Ponce en junio, dominamos en las diversas categorías. En arlequín ganamos oro, infantil (oro), cadete (plata) juvenil (oro), y en Superior también oro”, sostuvo.

La Federación de Balonmano de Puerto Rico está vigente desde 1979.

“En cuanto a liga superior, esta lleva más de 20 años activa. Tuvimos un problema por la presidencia de la Federación y eso llevó a estar un tiempo sin la liga. Hoy día, el presidente de la Federación Nacional de Balonmano es mi padre, Néstor Milete”, señaló el líder deportivo.

“Ahora mismo trabajo con la base de los equipos femeninos cadetes y juvenil, con la misión y objetivo pensando en la próximas generaciones. A nivel femenino no contamos con una liga superior como tal, y al no contar con una liga, la alternativa es seleccionar talentos de los programas de formación y desarrollo de Recreación y Deportes. Se escogen chicas que tengan ciertas cualidades deportivas; y se llevan al Albergue Olímpico a entrenarlas diariamente”, añadió.

Emory está claro que se necesita trabajar duro con desarrollar nuevos ciclos y generaciones. Un buen grupo de las chicas que están activas en la liga femenina contemplan el retiro. Recientemente vienen de obtener un quinto lugar en Argentina. En la mente del deportista se encuentra latente los Juegos Centro Americanos y del Caribe 2018, en Barranquilla, Colombia.

“Entre los planes más apremiantes que tengo en estos momentos, está dedicarme de lleno al Albergue Olímpico; y a la misma vez trabajar duro en desarrollar el balonmano en otros municipios”, puntualizó.

Scroll To Top