Home » Editorial » El Monte de los Olivos

El Monte de los Olivos

Por Livio Ramírez del Ministerio Dios Habla Hoy
www.dioshablahoy.org

Entre los montes que la Biblia menciona se distingue el Monte de los Olivos. Este monte forma parte de la cadena de montañas que corre de norte a sur a través del centro de Palestina. Tiene unos 800 metros de alto, y consta de tres cimas o cúspides. La primera de ellas al noreste de Jerusalén es la más alta y está ocupada actualmente por la Universidad Hebrea.

Livio Ramírez foto/ suministrada

Livio Ramírez
foto/ suministrada

La segunda cima puede identificarse con el Monte Nob, el cual se menciona en el Antiguo Testamento. La tercera es el Monte de los Olivos. El nombre de este monte se debe a la existencia de grandes plantaciones de olivos de los cuales muchos de los que hoy se pueden ver, son de gran antigüedad. Algunos de los libros del Antiguo Testamento indican que el monte era en un tiempo un lugar de culto pagano. La existencia de altares a Moloc y a otros dioses, hizo que al monte se le llamara en una ocasión Monte de a Corrupción.

El monte guardaba estrecha relación con algunas ceremonias religiosas de los judíos, especialmente con la Fiesta de la Luna Llena. Según el relato bíblico, la paloma enviada por Noé, tomó la rama de olivo de este monte. El Monte de los olivos fue escenario de algunas de las actividades de Jesús durante la última semana de su ministerio. El monte se menciona en una serie de textos relativo a su entrada a Jerusalén. De acuerdo al Evangelio de Lucas, desde un punto del monte, Jesús lloró sobre la ciudad; en este monte Jesús pasó la noche antes del incidente con la mujer tomada en adulterio. Los evangelios acentúan el hecho de que Cristo visitaba el templo durante el día, y por la noche regresaba al monte. Fue aquí donde comenzó la historia de la pasión, donde el Señor se reunía con los discípulos. Aquí también Jesús ascendió a los cielos.

El sermón sobre la destrucción de Jerusalén, y sobre los últimos días, pronunciado por Jesús desde el Monte de los Olivos es una evidente referencia a las palabras de Zacarías quien profetizó que las naciones harán guerra contra Jerusalén, y que el Señor saldrá a defenderla. El profeta Zacarías declara: Y se afirmarán sus pies en aquel día sobre el Monte de los Olivos, y se partirá por en medio, hacia el oriente y hacia el occidente; haciendo un valle muy grande; y la mitad del monte se apartará se apartará hacia el norte, y la otra mitad hacia el sur. (Zac. 14:4) Ante ese inminente evento, nosotros te exhortamos a estar preparado, viviendo en santidad, y haciendo la obra para la cual llamó a sus creyentes. Y te recordamos lo que el Señor Jesús dijo a sus discípulos en el Monte de los Olivos: Orad para que no entréis en tentación. (Lc. 22:40)

Scroll To Top