Home » Escápate » Escápate a Argentina

Escápate a Argentina

(Foto/Suministrada)

Elizabeth Blanc
eliblanc787@gmail.com

Si quieres viajar… lee
Si quieres escribir…viaja (autor desconocido)

El nombre Argentina proviene de la palabra ‘argentum’ que significa plata. En tiempos de la conquista su territorio formó parte del Adelantazgo del Río de la Plata, bautizado así por la cantidad de este mineral que encontraron cerca de sus riberas los primeros colonizadores. Posee un área de 2 millones 780 mil kilómetros cuadrados. Es el segundo país más grande, después de Brasil en el
continente sudamericano. Limita al norte con Bolivia y Paraguay; el Océano Atlántico y al oeste la separa de Chile y la Cordillera de los Andes.

Argentina se divide geográficamente en zonas perfectamente diferenciadas en cuanto al clima: la zona noroeste es subtropical con gran influencia italiana, donde se desarrolla exitosamente Ia vinicultura destacándose los Vinos Cabernets de Mendoza y el Torrontes. En la zona noreste existe una gran influencia indígena principalmente ‘guaraní’ y son tierras de bosques, quebradas y selvas en las que se produce el trigo en abundancia y calidad. Al sur está la Patagonia, región a la que llegaron los primeros inmigrantes británicos. Encontramos aquí una gran variedad de excelentes carnes, ganado vacuno, ovejas y cabros. Esta zona es rica en ríos, lagos y bosques; y es aquí donde el gaucho conserva su ‘hábitat’.

Tierra, hombre y carácter definido en la literatura argentina, recogido en su máximo exponente, José Hernández en su obra Martin Fierro. El gaucho ama la pampa, un buen asado bajo las estrellas y el buen vino. No puede faltar en su buena mesa, un bife de lomo, bife de chorizo, matahambre acompañado siempre de una salsa ligeramente picante conocida mundialmente como chimichurri.  Primero el Sol se olvidará de salir por Oriente, antes que un argentino deje de tener un mate, (infusión parecida al Té) sobre el fuego para convidar a un amigo o a un huésped.

Buenos Aires… La capital

Cosmopolita y exótica con grandes reminiscencias europeas nunca deja de sorprender con sus contrastes. La mezcla de estilos que caracteriza a Buenos Aires son los ingredientes perfectos que otorgan matices diversos. Amantes de la cultura, el entretenimiento, las salidas nocturnas, futbol y las interminables tertulias de café.

Los españoles la fundaron en dos ocasiones en 1536, liderados por Pedro de Mendoza; y por Juan de Garay en 1580. Esta ciudad nació con la vista perdida entre el puerto y el río; pero creció refinada y europea con anchas avenidas, museos, plazas y excelentes artículos del mejor cuero, piel y piedras preciosas.

El tango lo definen los porteños como un sentimiento que se baila. Su melodía fusiona ritmos originados en lugares tan dispares como África y Europa. El tango andaluz, el candombe y la milonga campera le dieron nostalgia y picardía a esta música que nació en el sur para el 1880. Cuando el tango hizo furor en París y Carlos Gardel la pasó por el mundo, la aceptaron las altas clases sociales.

La influencia de los inmigrantes italianos y españoles, la gastronomía porteña, son muy marcada y está presente en los bares y restaurantes y pizzerías diseminadas por todo su territorio

Por sus vinos y su postre ‘mil hojas’ es reconocida en el mundo. La Argentina es, pues, sinónimo de tango, bandoneón, mate y una gastronomía tan variada como sus paisajes.

Scroll To Top