Festival de Empresarios Preescolares (Vídeo y Fotogalería)

11 Nov

Por: Janery Astacio Marrero
Janerys.astacio@presenciapr.com

Los estudiantes del Centro Educativo Preescolar de la Universidad del Este en Carolina celebraron recientemente el Festival de Empresarios Preescolares donde cada estudiante debía dirigir su propia empresa por un día.

(Fotos por Janery Astacio Marrero)
(Fotos por Janery Astacio Marrero)

Con ayuda de los padres, cada niño tuvo la tarea de desarrollar su propio negocio en el que expusiera a los consumidores invitados, productos o servicios para la venta desde un pequeño establecimiento confeccionado también por ellos mismos.

Ruth de la Cruz, maestra del grupo de kínder Los Conquistadores, explicó a PRESENCIA que es la primera vez que se realiza esta actividad y se está integrando al currículo con el fin de que “los niños en lugar de pensar ‘¿Qué voy a hacer mañana?’ decidan qué empresa quieren tener hoy. La idea es que los niños no salgan (de la escuela) con esa visión de que no todo el tiempo van a salir a conseguir un trabajo, sino que entiendan que pueden crear trabajo tanto para sí mismos como para otras personas.”

El niño empresario, Sebastián, participa del Festival Empresarios Escolares del Centro Educativo Preescolar de la UNE. (Fotos por Janery Astacio Marrero)
El niño empresario, Sebastián, participa del Festival Empresarios Escolares del Centro Educativo Preescolar de la UNE. (Fotos por Janery Astacio Marrero)

Entre los pequeños empresarios conocimos a Sebastián del grupo de Los Conquistadores, quien a pesar de su corta edad se mostró muy orientado a llevar una dieta saludable. El concepto de su negocio de jugos de frutas y vegetales fue inspirado en el grupo de superhéroes Avengers; su versión: Aveggie Juice.

Sebastián explicó que a su empresa le llamó Aveggie Juice “porque son jugosos de Avengers (…). Los niños deben tomar jugos saludables para que se pongan como Hulk o Captain America”.

Mientras Mateo, un vendedor ambulante de libros y también estudiante de kínder, manifestó que escogió hacer su negocio Fantásticos Libros, “Porque la librería de Plaza Carolina la cerraron, (…) y es importante leer para saber.”

La variedad de empresas y la creatividad empleada era asombrosa, aunque despuntó la venta de comestibles en impresionantes variedades. También hubo servicios, como clases de karate para los clientes más deportivos.

 

Fotogalería: