Home » Noticias » Pastelillón Vegetariano

Pastelillón Vegetariano

Por: Marivel Linares de Cano/ Para Presencia

Mi abuelita y yo tenemos el mismo gen que nos hace compulsivamente gravitar hacia los libros y revistas de recetas. Lo heredé de ella. No hay libro que pase desapercibido; es obsesivo. Podemos hablar horas por teléfono de una receta o de una técnica o de nuestra fantasía de ese libro que antes de que alguna de las dos se marche para el más allá tendremos publicado.

(Foto/Suministrada)

(Foto/Suministrada)

Hace unos días nos encontramos en los kioscos de Luquillo y la veo llegar con un paquete en mano. Eran revistas de recetas, aventuras culinarias y remedios caseros. De todas, una me llamó la atención. En mi vida de exploración culinaria hay pocas revistas que puedo decir que valen la pena tener; una es de Bon Appetit del año pasado y la otra es ésa que me mostró mi abuelita de Gourmet 2005. De esta última intenté una receta que me pareció fácil y de sabores de aquí. Cuando la hice descubrí que es muy buena y fácil de adaptar para muchas cosas, por eso la modifiqué para hacer un pastelillón.

Imagínate un pastelillo de carne, pero súper grande y lleno de vegetales. De hecho yo la hice con tomates frescos, vino y mi combinación favorita de hierbas frescas y secas. Para mis amigas y amigos vegetarianos o carnívoros, esta receta merece exploración. Añadirle una ensalada crujiente, como de repollo con unas rajitas de aguacate y jícama picadito, aceite y vinagre, sería como dicen: “la cherry on the top”.

Espero hagas la receta y la modifiques a tu gusto si es necesario. No te asustes por la cantidad de ingredientes; casi todo es típico en nuestras cocinas… excepto el “puff pastry”. Rinde para cuatro porciones como plato principal y en media hora estás fuera de la cocina con un plato gourmet. ¡Manos a la obra!

Pastelillón Vegetariano: garbanzos, tomates y berenjena

1 Lb de berenjena (si no te gusta la berenjena puedes usar papas)

1 3/4 cdta sal

1/2 taza aceite

1 cebolla mediana cortada por la mitad y luego en lascas de media pulgada

2 hojas de laurel

3 dientes de ajo o 1 1/2 cda de ajo molido

1 lata de tomates cocido, drenados y con el líquido reservado o 1 lb de tomates pelados y picados en cubos de 1 pulgadas

1 cdta de cada uno: paprika, orégano, albahaca, o de tus hierbas favoritas

1/2 cdta de comino molido

1 pisca de hojuelas de pimienta roja (totalmente opcional)

1 lata de garbanzos, drenados y enjuagados

1/4 taza de vino rojo (opcional)

2 cdas de salsa de tomate (si usas tomates frescos)

1 cdta de azúcar (o a gusto)

Pimienta negra a gusto

1/4 taza de perejil fresco picado

1 hoja de “puff pastry” descongeladas en la nevera

1 huevo batido con una cda de leche para el “egg wash” que le dará un tono dorado al hornear el “puff pastry”

Semillas de ajonjolí (opcional)

Precalentar horno a 350 grados Farenheit.

En una lata de hornear galletas acomodar una hoja de puff pastry picada en cuatro. Bañar con la mezcla de huevo, esparcir las semillas de ajonjolí y hornear por 30 minutos.

Pelar la berenjena, cortar en cubos de 1/2 pulgada, salpicar con 1 cdta de sal y dejar a un lado por lo menos 15 minutos. Este paso es importante para que la berenjena no quede amarga. Luego enjuagar con agua y secar con un papel toalla, exprimiendo el exceso de agua.

Calentar dos cucharadas de aceite en un sartén grande y sofreír las cebollas, las hojas de laurel, hasta que la cebolla esté comenzando a dorarse (como 5 minutos a temperatura medio alta).

Añadir una cucharada de aceite, las berenjenas y ajo hasta que se cocina la berenjena (como 8 minutos) añadir los tomates, paprika, comino y mezclar por 3 minutos. Añadir los demás ingredientes, incluyendo la sal sobrante y bajar temperatura a media baja. ¡No añadir el “puff pastry”! Moviendo todo ocasionalmente hasta que se evapore el líquido, como 5 minutos. Remover del calor y quitar las hojas de laurel.

Hasta aquí tienes tremendo plato para comer con arroz, pasta o pan pita, pero para la tarta todavía nos queda unos pasitos más…

Montar el pastelillón: abrir el “puff pastry” por la mitad longitudinalmente, o sea: no picar de arriba hacia abajo pero de derecha a izquierda por la mitad. Rellenar y servir.

¡Yum!

La autora es propietaria de repostería cibernética www.messykitchengoodies.com.

Scroll To Top