Alcalde continúa batallando contra los apagones en Río Grande

22 Jul

(Fotos/Suministradas)

Redacción Presencia
redaccion@presenciapr.com

RÍO GRANDE – Todos los días hay problemas con la energía eléctrica en Río Grande. Las quejas de los ciudadanos y residentes son constantes, puesto que no han visto una mejoría en el servicio desde que el contrato de la compañía LUMA entró en vigor en junio pasado, sino todo lo contrario. Para el alcalde Ángel “Bori” González Damudt, el problema principal se debe a la infraestructura frágil que existe actualmente en la isla, lo que causa estos apagones y los empleados de LUMA no dan abasto.

González Damudt agregó que muchas personas se quedan sin luz en horas de la madrugada y no hay quién pueda resolver, ya que LUMA no trabaja en ese horario. El alcalde reconoció que son los fines de semana los que complican la situación por la sobrecarga de energía en el municipio.

El fin de semana del 4 de julio pasado, cientos de residentes de Río Grande se quedaron sin energía eléctrica lo que afectó a comerciantes, restaurantes y hoteles de la zona turística. El ejecutivo municipal sostuvo que esa misma situación ocurrió el año pasado, para la misma fecha.

“Esto sucedió porque la subestación de Río Grande Estates lleva tiempo fuera de servicio, desde mucho antes de los huracanes Irma y María (2017). En un momento dado se había hablado de eliminarla, pero nosotros levantamos nuestra voz porque si vienen grandes proyectos de desarrollo, no me podían quitar esa subestación. Desde hace unos días están trabajando allí, y espero que la activen porque, de fallar otra subestación, esta puede ayudar a mantener el servicio por lo menos en lo que comprende el área de Coco Beach, Río Grande Estates, Palmer y hasta Luquillo”, explicó González Damudt.

Aunque enfatiza tener buena comunicación con un supervisor del área, este solo está disponible en su horario de trabajo, por lo que de ocurrir una emergencia no cuenta con otros contactos directos con LUMA. “Uno de los acuerdos que debe hacer LUMA con los municipios es el sistema de comunicación tienen que mejorarlo. El ‘call center’ mío -de mi celular y redes sociales- funcionan más rápido que el de ellos. En lo que ellos publican algo, nosotros ya tenemos esas averías identificadas”, dijo.

El alcalde riograndense puntualizó que continuará luchando por mejorar el servicio y lograr una mejor comunicación con LUMA para atender los problemas que afectan diariamente a los barrios y sectores de su pueblo.

“Tengo un buen supervisor de esta área en Río Grande y nos ha respondido desde el día uno. Sin embargo, LUMA debe colocar otra persona para atender estas querellas y hay otros detalles donde el municipio puede colaborar. Seguiremos dando la batalla y pidiéndole al pueblo que se unan al reclamo. Ha estado llena el área turística de Río Grande, pero sin luz, y no queremos que eso siga pasando. Todas estas zonas generan mucha energía, mucha agua, la carga es mayor y nos afecta a todos”, manifestó González Damudt.