Denuncian uso de detergente en río de Luquillo (Video)

09 Sep

(Foto/Suministrada)

LUQUILLO – El fin de semana pasado, a través de las redes sociales, se viralizó otro vídeo de una personas disfrutando de las corrientes del río Sabana en Luquillo, específicamente en el área que se conoce como el charco Las Pailas.  El vídeo tiene una duración de cinco segundos y se logra apreciar una gran cantidad de espuma, presuntamente provocada por un detergente o jabón,  justo donde finalizan las rocas y se acumula el agua.

“Es ilegal arrojar cualquier tipo de detergente a los cuerpos de agua, ya que el daño ecológico que ocasionan es incalculable. La vez pasada que ocurrió algo similar, en el mismo cuerpo de agua, nosotros realizamos unas investigaciones y notamos que los niveles de nitrógeno y fosfato estaban bastante elevados y entendemos que se debe al detergente que se estaba echando en el ecosistema”, explicó el Oficial de Manejo de Reservas Naturales del Corredor Ecológico del Noreste, Arrecifes de la Cordillera y Canal Luis Peña, Ricardo Colón.

El detergente, además de afectar la vida marina y alterar los niveles de nitrógeno y fósforo en el agua, también rompen la tensión superficial que permite que los insectos se paren encima de los cuerpos de agua.

“Hay leyes federales y estatales que protegen los cuerpos de agua como: la ley de aguas limpias y la ley de los corales que determinan como ilegal este tipo de acciones en contra del ecosistema. Sin embargo, es muy difícil determinar quiénes son los culpables de arrojar el detergente en el cuerpo de agua, ya que, por ejemplo, esas personas que salen el vídeo se acercaron a nosotros y nos comentaron que ellos estaban disfrutando el cuerpo de agua, pero que no fueron quienes echaron el detergente al río. Lo mejor que se puede hacer es prevenir que estas cosas pasen y por eso le hemos pasado la información de las querellas al Cuerpo de Vigilantes, porque esa es su jurisdicción”, recalcó Colón.

El daño ecológico que ocasionan este tipo de acciones de los ciudadanos es grande, ya que ese charco tiene mucha vida marina y afecta la pesca y la cadena alimenticia que se suscita a través de ese ecosistema.

“Estamos en la fase de planificación, pero próximamente estaremos realizando campañas educativas y campañas de orientación para los residentes del área que son los que tienen acceso directo a esta zona del río”, puntualizó Colón.